El centollo es un crustáceo de cuerpo redondeado que posee un excelente sabor y una carne de primerísima calidad. Sus largas y afiladas patas, su caparazón espinoso y su color rojo e intenso son algunas de sus particularidades físicas más destacadas. Pero, ¿sabes cómo cocer un centollo vivo y cómo prepararlo? En Cetárea Burela te lo contamos.

El proceso de cocción del centollo vivo es clave para poder apreciar todo el aroma y sabor de este marisco. No obstante, de nada valdrá una buena cocción y preparación si no dispones de un centollo de calidad. En Cetárea Burela te garantizamos siempre el mejor producto gallego de categoría premium. Toda una garantía de confianza para llevar a tu mesa los mejores pescados y mariscos.

Cómo cocer un centollo vivo

Al tratarse de un centollo vivo, el primer paso será introducirlo en una olla de agua fría cuando el líquido aún no esté hirviendo. De esta forma, el marisco podrá conservar sus patas. Lo ideal para esta cocción sería emplear agua de mar. Pero si no es posible, debes añadir unos 70 gramos de sal por litro de agua.

Una vez que el agua está ya hirviendo, comienza a contarse el tiempo de cocción más adecuado para nuestro centollo vivo.

Cómo cocer un centollo vivo

Tiempo de cocción del centollo

El tiempo de cocción del centollo también es fundamental para que este mantenga todo su sabor y sus propiedades nutricionales. Este tiempo dependerá del tamaño y el peso del centollo. Unos valores aproximados de tiempo de cocción serían los siguientes:

  • Centollo vivo de 0,5 a 1 kilo: en torno a 15-17 minutos de cocción.
  • De 1 a 2 kilos de centollo vivo: 20 minutos de cocción.
  • Si pesa de 1,2 a 1,6 kilos: 25 minutos de cocción.
  • Centollo vivo de 1,6 a 2,5 kilos: 30 minutos de cocción.

Pasado este tiempo, ya tendrás tu centollo cocido y listo para preparar. No obstante, al apartar la olla del fuego y sacar el centollo, es preferible dejarlo enfriar a temperatura ambiente al menos unos 20 minutos.

Cómo preparar centollo

Si deseas saber cómo preparar el centollo, el procedimiento es muy sencillo. Siguiendo estos dos pasos podrás disfrutar de todo el sabor de un centollo gallego premium.

Cómo preparar centollo

  1. Quitar solapa inferior y separar el cuerpo con las patas

Lo primero que tendrás que hacer será quitar la solapa inferior. Esta parte es, en realidad. la zona abdominal del marisco y se abre para que la carne esté visible. Para quitarla, tan solo tendrás que hacer una ligera presión y la solapa sale fácilmente.

A continuación, hay que separar el cuerpo con las patas. Un proceso fácil, ya que no tendrás que emplear mucha fuerza ni maña para hacerlo. A continuación, hay que retirar todas las pequeñas telas que cubren el cuerpo del centollo.

  1. Partir el cuerpo en dos y luego cada mitad en trozos

Ya, por último, solo queda partir el cuerpo del centollo en dos empleando un cuchillo grande o cuchillo cebollero. Luego debes partir cada mitad en trozos guiándote por las estrías. Las patas, por ejemplo, las puedes abrir golpeándolas con un martillo de madera.

De esta forma tan sencilla podrás cocer y preparar un centollo vivo. Compra en Cetárea Burela los mejores pescados y mariscos gallegos. La pescadería online de referencia para comprar tus productos gallegos y tenerlos en casa en solo 24 horas. El centollo listo directamente de la lonja a tu casa.